Noticias

29 Mar 2021 - 12:36

Trucos y tuppers para llevar fruta al trabajo

En nuestro día a día suele aparecer el estrés, las prisas y las preocupaciones del trabajo diario. A veces, ni nos paramos a pensar en lo que estamos comiendo cuando tenemos un pequeño descanso a media mañana, o para la merienda… En esos momentos, es fácil acabar delante de la típica máquina de vending para elegir algún snack procesado, pero… ¿por qué no prepararte tuppers coloridos de fruta fresca para estas ocasiones? Puede ser un primer paso para mejorar tus hábitos alimentarios y lograr las raciones de fruta diaria recomendadas.

No tener un control de los hábitos alimentarios puede ser muy perjudicial, a corto y largo plazo. Dicho de otra manera, planificar tus comidas te ayudará a no perder la oportunidad de incluir pequeños tentempiés que podrían afectar muy positivamente en tu vida, en tu estado de ánimo, en la actitud ante el trabajo e incluso al rendimiento laboral. Nuestros hábitos alimentarios no sólo nos afectan físicamente, comer bien es fundamental para terminar con éxito las tareas del día.

¡Te damos algunos trucos para llevar snacks saludables a base de frutas al trabajo!

Alimentarse saludablemente en el trabajo

El tupper ya es un fiel compañero en nuestras casas, para múltiples usos. Cada vez es más habitual comer de tupper en el trabajo, o en un parque al aire libre en tu tiempo de descanso.

El hecho de pasar muchas horas delante del ordenador puede hacer que cada cierto tiempo comiences a sentir hambre. Puedes prevenir esos momentos teniendo a mano algún alimento que te ayude a no llegar con hambre voraz a ciertas horas, y a evitar situaciones que te lleven a no alimentarte correctamente. Pasamos gran parte de las horas del día en el trabajo, por lo que la alimentación saludable en el trabajo es fundamental, para el/la trabajador/a pero también para la empresa.

Tomar fruta durante la jornada laboral nos ayudará a combatir el hambre y así estar más concentrados/as en nuestro trabajo. Y de paso asegurar, el mínimo de 5 raciones de fruta y verdura diarias que recomienda la Organización Mundial de la Salud (OMS). ¡Incorpora frutas a tu jornada desde ya!

Más beneficios de consumir fruta en el trabajo

  • Nos aporta fibra dietética
  • Aportan agua, por lo que contribuyen a mantener un estado óptimo de hidratación
  • Tienen un aporte calórico bajo y no contienen grasas
  • Nos aportan nutrientes importantes como algunas vitaminas y minerales

La importancia de la fruta en nuestro tupper

En primer lugar, es importante decir que podemos tomar fruta en cualquier momento del día. Porsu contenido en hidratos de carbono, nos aportará energía, ayudando a seguir el ritmo diario, o a “cargar pilas” en mitad de la mañana o la tarde. Además, la fruta contiene azúcares intrínsecos, es decir, los azúcares propios del alimento, por lo que no deben preocuparnos. Es importante distinguir entre los tipos de azúcares, ya que los intrínsecos y los libres no son lo mismo. Estos últimos son los que se añaden a los alimentos durante su proceso, o los que contienen la miel o los zumos de fruta, y los que según organismos como la OMS debemos controlar su consumo.

Incluir frutas en tus tuppers te asegurará un extra de fibra y, al comerla fresca, todos los beneficios de sus micronutrientes esenciales como algunas vitaminas y minerales, en cantidades variables en función de la fruta.

Además, las frutas que puedes incluir son muchísimas: naranja, mandarina, fresas, manzana, pera, plátano, kiwi, uva, frambuesas, arándanos... ¡Cuanta más variedad, mejor!

Trucos para unos tuppers saludables

Llevar la comida a cuestas no tiene por qué ser sinónimo de monotonía ni aburrimiento. Dependerá de ti que tus tuppers sean apetecibles.

Trucos para incluir la fruta en tus tuppers

  • Llévala troceada si te es más fácil, y para retrasar su oxidación puedes rociarla con zumo de limón.
  • ¡Colorido ante todo! Que haya frutas de colores distintos. Es una manera de asegurar la variedad, ¡y de que te apetezca sólo de verla!
  • Incorporarla en platos principales, sobre todo en ensaladas, con las que suele congeniar perfectamente.
  • También puedes añadir frutas a platos como guisos o carnes, ¡el contraste dulce en un plato salado te sorprenderá!
  • Y la última: ¡comer la fruta tal cual! Hay quién no le saca ni la piel, ya que también posee algunos nutrientes interesantes. Pero siempre hay que lavar exhaustivamente la fruta antes de comerla.
  • Incluir unos frutos secos o semillas para enriquecer el tupper con energía y grasas insaturadas.
  • Combinarla con yogur natural y cereales preferentemente integrales para una comida más completa.
  • Cocínala al horno para utilizarla de mermelada natural, y untarla en tostadas o biscotes. Frutas blandas como los higos o las frambuesas, pueden untarse con el mismo tenedor y esparcir con facilidad.
  • ¡Siempre nos quedará el batido! Un batido de frutas con yogur y un toque de canela o chocolate negro es una solución para días donde tenemos poco tiempo y vamos corriendo de un lugar a otro.

Comer fruta no es sinónimo de estar a dieta, ni de bajar de peso. La fruta debe formar parte de una dieta saludable y equilibrada. Se trata de alimentos que nos aportan muchos nutrientes interesantes y que podemos disfrutar en una gran variedad, en función de la temporada, de si nos apetece un sabor más ácido, más dulce...

Atrévete a innovar y probar nuevas frutas con texturas y sabores diferentes. ¡Hay cientos de combinaciones para nuestros tuppers y menús diarios! ¿Qué tal si empezamos hoy?

 

Tags: Alimentación